Moodle es un gestor de contenidos educativos (LMS, Learning Management Systems), también conocido como un entorno virtual de aprendizaje (VLE, Virtual Learning Managements). Concretamente en el campo educativo permite al profesorado la gestión de cursos académicos, el diseño de estrategias orientadas al aprendizaje y evaluación, así como también recursos para la comunicación didáctica entre estudiantes y profesores.

A juicio valorativo, Moodle ofrece diversas herramientas con posibilidades para el profesorado y los estudiantes, en la consecución de metas de aprendizaje. La cuestión está en conocer y experimentar cada uno de los recursos para sacar provecho de ellos.

En mi caso lo utilizo para la materia Metodología de la Investigación, que es una unidad curricular cuyo propósito es el desarrollo de competencias investigativas en los estudiantes universitarios, a través de la propuesta de un proyecto de investigación que se elabora en forma progresiva durante el curso.

Herramientas útiles y valoración desde el ámbito pedagógico

Como parte de la estrategia para la adquisición de la competencia señalada en el punto anterior, es necesario incorporar actividades que promuevan el aprendizaje a través de la reflexión, la búsqueda y selección de información en red, asignaciones individuales y grupales, así como también la evaluación a través de test de medición y producciones escritas.

He encontrado que en Moodle puedo realizar muchas de estas cuestiones, en primer lugar el curso es configurable (por semanas, por temas…) y permite crear “Actividades”, tareas, cuestionarios, definir calendario de actividades, entre otros que se pueden ajustar a las necesidades y planificación docente. En segundo lugar permite la comunicación asíncrona, entre los implicados en el proceso de aprendizaje y evaluación, a través de foros electrónicos; lo cual es un recurso valioso para la discusión, el debate y la reflexión. En tercer lugar, es factible la construcción colaborativa de un documento a través de una Wiki, donde cada estudiante aporta y aprende de sus compañeros. En cuarto lugar, ofrece la posibilidad de retroalimentación oportuna a las ejecuciones que realiza el estudiante, a través de una calificación y apreciación descriptiva de la valoración que hace el profesor. En quinto lugar, permite la comunicación síncrona a través del Chat, considero que este recurso de comunicación es importante para la concreción de ideas y aspectos puntuales sobre una temática.

Una debilidad de Moodle, pudiera ser la interface de algunas opciones, pero esto realmente está por explorar aún más de mi parte, quizá es muy temprano referirlo. Lo que sí no veo es la posibilidad de evaluación entre estudiantes, sin embargo es un tema que también está por estudiar y profundizar.

En síntesis, son diversas las posibilidades que ofrece Moodle para la gestión de un curso. Puede ser utilizado como repositorio de información y materiales, pero el valor más preciado está en el uso pedagógico que se haga de sus recursos y herramientas de comunicación para promover estratégicamente el aprendizaje y la evaluación. En este sentido es prometedor el provecho académico que se pueda sacar de él y el compromiso por seguir aprendiendo.

…seguimos aprendiendo y compartiendo